ENEMIGOS TECNOLÓGICOS Y VENENOS MEDIOAMBIENTALES

AMBIENTALES

ALUMINIOS

PLOMO Y CADMIO en el agua:  osteoporosis

DIOXINAS:  se acumulan en las células grasas

Papel blanqueado, plástico vinilo, grasa de lácteos

Fabricación de PVC, incineración de basuras, plaguicidas

SÍLICE:  lupus en granjeras

MERCURIO: amalgamas dentales

Pescados, especialmente el atún, aumenta en el atún en lata

CLORO: endometriosis

Papel blanqueado, plástico de vinilo, productos lácteos grasos

COMPUESTOS ORGANOCLORADOS persistentes ( bioacumulables y liposolubles)

Pesticidas, lindano, dicofol, derivados del DDT

endosulfan, presente en el 17% de todas las muestras vegetales

En Flix, Cataluña, productor de organoclorados, se tiene el índice del coeficiente intelectual y el desarrollo neuroconductivo de los niños en función de los niveles de exclorobenceno en la leche de sus madres.

COMPUESTOS ORGANOFOSFÓRICOS

Pesticidas, lindano…

COMPUESTOS ORGANOBROMADOS

Evitan el fuego en televisores, ordenadores ( 20% de su peso) etc.

BISFENOL A: Actúa sobre el tiroides, Alzheimer…

En plásticos, cosméticos, ordenadores, plástico transparente policarbonatado

SULFONATO DE PERFLUOROOCTANO (SPFO) Y EL ÁCIDO PERFLUOROOCTANOICO (APFO): Repelen el agua y las manchas

En alfombras, muebles, sartenes teflón, materiales para acampada, Goretex, hilo dental con cera..ftalatos.

FTALATOS: gran potencial cancerígeno. Se adhieren a la piel y a las uñas, se pasa al bebé si lo usa la madre embarazada

Cosmetica, perfumes, gominas, lacas de uñas, tintes oscuros, algunos champús y suavizantes…

Benzofenona, caofeno, metil oxifinamato:  son estrogénicos o antiandrogénicos, modificadores de los niveles hormonales

Protectores solares

BLANQUEADORES: Dioxinas

……………………

Para comprobar los peligros a los que nos someten esas sustancias que certifican como no peligrosas para el consumo humano no está de más la conferencia de Nicolás Olea

 Son siete

También:


Nutrición y conducta : Nutrición y cerebro, es mejor centrarse en la información de la repercusión de los alimentos en el cerebro y obviar la tendenciosa referencia a la conducta social de “delincuentes” sin tener en cuenta el sistema social como productor e inductor de dicha alimentación.

 



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s